Continúa cuarentena del IMSS para detectar sarampión en Ecatepec hasta el 19 de agosto.

Naucalpan, México.-Hasta el 19 de agosto concluye cuarentena en el cerco sanitario del IMSS, por un caso de sarampión que se presentó en una bebita 11 meses, en las 65 cuadras de la colonia Jardines del Tepeyac, en Ecatepec.

Ante ello, Leopoldo Santillán Arreygue, Jefe de Prestaciones Médicas de la delegación Oriente del IMSS , pidió a la gente que para detectar algún contagio revisen que no tengan fiebre, ronchas, dolor de cabeza y ganglios; y lo primero es que se tiene que descartar es que sea o no, entre rubéola, varicela y el sarampión.

En el Estado de México sólo hay un caso, dijo, “se tienen todas las medidas de sanitarias que marca la Comisión Nacional de Vigilancia Epidemiológica y está involucrado todo el sector salud, de tal manera que la transmisibilidad se corte ahí y no haya más riesgo”.

En el caso de la delegación Oriente del Estado de México se desplegaron todos los 35 epidemiologos de la zona, las 12 jefas de enfermeras relacionadas con Salud Pública, dirigidas por la Coordinación Atención y Prevención a la Salud de la Jefatura de Prestaciones Médicas.

Destacó qué hay casos que se han estado presentando aisladamente y no se puede hablar todavía de ninguna epidemia, ni de una pandemia, porque realmente el virus del sarampión sigue existiendo en el mundo y va seguir buscando donde atacar al ser humano, siempre y cuando esté ser humano no esté vacunado y ahí va encontrar la oportunidad de desarrollar la enfermedad.

Las acciones compartidas con las otras instancias de Salud, obviamente, la Secretaría de Salud a través del ISEM que es del Estado de México, tomó el liderazgo y se repartieron acciones que todas confluyen en el mismo tema, que es la contención de la propagación o de la transmisibilidad.

En el caso de IMSS le tocó hacer cerco epidemiológico, investigando en toda la zona que se cataloga de riesgo en dónde se encuentra identificada la paciente, en una circunferencia no mayor de 10 kilómetros a la redonda, y se investigó a toda esa parte de la población que está expuesta, porque son los que corren el riesgo de convivir o de interactuar o de compartir la zona, de tal manera que si alguien no está vacunado puede obtenerlo.

No hay desabasto de las vacunas, lo que pasa es que se tienen 3 semanas nacionales de salud; una en febrero, otra en junio y la tercera entre octubre y noviembre, en esas semanas nacionales de salud. Además de atender los componentes que son contra la polio, el virus del papiloma humano y la influenza, se trata de atender esquemas de vacunación, es decir, en este momento todos los niños que les falte de acuerdo a su esquema o les toque alguna vacuna, es el momento crucial para que no solamente le pongan contra los componentes, sino contra el resto de los esquemas de vacunación.

En este momento, “nosotros vemos a todos nuestros niños derechohabientes, población blanco que caen entre los 6 meses y un año que requiere la vacuna triple viral”.

“La triple viral lleva sarampión rubéola y varicela, esa vacuna está suficientemente abastecida para esos momentos, sólo se queda un stock para el resto del año de a aquellos niños no vacunados”, explicó.

Dijo, “si tengo identificados 100 mil niños para la segunda semana Nacional de salud y sólo se vacunaron 90 mil, el stock son 10 mil vacunas más para que los niños puedan llegar en cualquier momento que sigan vacunando”.

Se puede ver como que es un desabasto, pero no lo es, es planeación y la planeación ayuda a garantizar cobertura al 100 por ciento, obviamente, garantizamos aquellos niños que pasan de los 11 meses al año que ya requieren su vacuna, aquí lo que le necesitamos es cultura; que las mamás no dejen de ir a vacunar a sus niños, la vacuna es gratuita y es abierta; si una mamá se presenta con su hijo en este momento se le tiene que poner.

Ahora obviamente si se presenta un caso fortuito como fue este del sarampión, hay que recordar que la vacuna no es un tratamiento, la vacuna no va a curar el sarampión en corto plazo, no es una terapia, la vacuna es un biológico que va a estimular al sistema inmunológico del organismo para que ese niño forme anticuerpos y que cada vez que pueda tener el riesgo de tener contacto con el sarampión, acabé con ese virus y no se enferme.

Destacó que independiente de la bebita detectada, no hay ni un caso más en la zona.

Unete a la conversación

Comenta

Tu dirección de correo no será publicada.


*